Blanqueamiento

es el tratamiento de conductos radiculares, esto corresponde a toda terapia que es practicada en el complejo dentino-pulpar o nervio (es decir la pulpa dentaria y su dentina) de un diente.

Blanqueamiento

El color de los dientes reside mayoritariamente en la dentina, situada por debajo del esmalte. A pesar de que el color de los dientes es distinto en cada paciente, la edad y determinados alimentos o fármacos pueden teñir y oscurecer los dientes.

  • Existen distintos tipos de blanqueamiento, algunos requieren sesiones en la clínica y la mayoría de ellos consisten en la aplicación de un gel blanqueador, que ha de estar en contacto con los dientes durante varias horas al ser aplicado en un férula hecha a medida para cada paciente.
  • Esta férula con el gel en su interior se aplica sobre los dientes limpios, retirándose los posibles excedentes. Generalmente la aplicación se lleva a cabo durante la noche, mientras dormimos. No se debe fumar en la hora previa a su colocación no en la siguiente a su retirada.
  • El número de aplicaciones necesarias dependerá de cada paciente. Si el caso es favorable y el tratamiento se realiza adecuadamente el resultado será unos dientes más claros y luminosos y una sonrisa más juvenil.
Share This